Seguidores

miércoles, 29 de febrero de 2012

Lady Blue - Hijo mío - Del Blog "Espejo del alma"







"Hijo mío"

By Lady Blue

"Hoy quiero contarte que te amé desde el minuto en que supe que existías
que cada día te sentía en mi vientre el que con prisa crecía
provocabas mi alegría y alimentabas mis deseos de tenerte en mis brazos
cuando pateabas despacito y yo imaginaba que con tus juegos ahí dentro te divertías

También quiero contarte que cuando naciste 
tus ojitos se clavaron en los míos
y ese instante fue maravilloso, único e indescriptible 
¡era el esperado momento en que por fin te abrazaba hijo mío!

Hoy te miro y pienso en cuánto has crecido
adoro tu mirada con ese especial brillo 
tan hermoso como el universo conocido

Me encanta cómo disfrutas cada día 
todo es para ti una hazaña
te observo con sigilo disfrutando a la distancia
de ese mundo que sólo tú imaginas

Tus risas alimentan mi alma y tus lágrimas se convierten en mi dolor  
tu felicidad es mi consuelo y tus penas mi tormento
te miro cuando duermes y pienso en lo afortunada que soy por tenerte conmigo

Cada día me enfrento a un nuevo desafío al escoger aquellas piezas para darte 
para que empieces a construir tu destino y para que hagas realidad todo aquello que soñaste. Hijo mío, Dios te envió a mi vida y por tenerte me siento bendecida
por eso a Él le pido que te bendiga cada día1.


Lady Blue

martes, 28 de febrero de 2012

Enrique Rodríguez - Mi centro


Mi centro
By Enrique Rodríguez 
(Un poema escrito en mi juventud)

No hace mucho que
mis entrañas albergan
Un vértigo inefable.

Podría acariciar
con la punta de los dedos
todas las constelaciones juntas,
beberme la totalidad del mar
y surcar el infinito
en una ansiedad vertical.

Podría, digo,
casi cegar lo grotesco,
limitar lo absurdo,
casi engullir lo abominable…
con esta alegría mía.

Podría…
pero no tengo tiempo
más que de pensar en ti
y olvidarme de las constelaciones,
del mar, de lo infinito,
de lo grotesco, de lo absurdo,
de lo abominable…
y hasta, si me apuras,
de esta alegría mía.

Permíteme que siga
Precipitándome sin tregua,
porque amo este abismo
al que me has lanzado sin advertirme.


Te invito
a que escribas un punto y seguido
a este canto de devoción
que, tal vez sin pretenderlo,
has escrito tú mismo.

Enrique Rodríguez

lunes, 27 de febrero de 2012

Diana Profilio - "EL DELGADO HILO DE LA CORDURA"


"EL DELGADO HILO DE LA CORDURA"
By Diana Profilio




Dicen que es cuestión de tiempo: la vida... sigue su curso,
pero el alma oye el discurso mas no discierne palabras.

Se le arrugan las entrañas al advertir el vacío y en vilo pasa los días masticando su añoranza.

Reminiscencias de amor, vestigios de un sentimiento la dejaron sin aliento al fugarse la ilusión.

Un sueño se le truncó; realidad que en pleno vuelo arrasó con sus anhelos desplumando la pasión.

Si la magia y el delirio, aunados a la ternura, palpitaban la locura bailando cual remolino.

¿Cómo apenas un latido sobrevivió a la conjura?

También quedó la cordura, pendiendo de un delgado hilo.


Poesía de Diana Profilio
Todos los derechos reservados

sábado, 25 de febrero de 2012

Carlos Gabriel Revollo - Desde el fondo a la luz y las sustancias - Del Blog "Poesía del Tucumán"


Desde el fondo a la luz y las sustancias 
de Gabriel REVOLLO
“Spring” by Xi Pan
Desde el fondo a la luz y las sustancias
es que yo te quiero, paulatina,
tú que eres fuerte cómo
la castigada América,
fría, dura, alta cómo
la tierra de La Paz,
pequeña, húmeda en los jugos del verano.
El color cetrino de tu cabello fue exprimido de la sangre del carbón que trabaja el hombre
y el rosa de tus uñas es nutrido cereal,
cáscara de diminuto corazón y tacto.
Tú no eras delfín varado o yo náufrago
o capitán amante de las galletas marineras,
pero te encontré en un mar de palomas
y, de todas, te escogí a ti, sirena de arrecife,
ola, espuma, ala última, hija del rocío
sumergida en atmósferas de perfume
como un barco dormido en el fondo del corazón.


© Carlos Gabriel Revollo, 2011.
Derechos reservados
***
Poema inédito. especial para el blog  "Poesía del Tucumán".


BREVE NOTA SOBRE EL AUTOR:
Carlos Gabriel Revollo, tiene 17 años, de San Pablo, Tucumán. Recientemente a terminado sus estudios secundarios y se prepara para comenzar estudios de filosofía. Gabriel escribe poesía desde los 11 años, bajo el impacto que le provocara la lectura de Quevedo. Actualmente, el joven autor nutre su pensamiento lírico con la lectura de poetas como: Juan Gelman, Alejandra Pizarnik, Nicanor Parra, Juan Cristóbal, Vicente Huidobro y Adonis. Declara que su poesía favorita es la expresionista o surrealista francesa; aunque ha entablado un íntimo diálogo con la poesía árabe y africana. S0rprende su relación con el idioma, por momentos idílica, por momentos controvertida. Sus jovenes años, hacen aun más llamativas la violencia de sus imágenes y el poder de su verba. Las gemas apenas extraídas de la cantera, ya brillan con el impacto del fuego que les diera origen. La paciente labor del experto, les dará luego refinada talla y resplandor. Gabriel ya se muestra como un gran poeta, el tiempo y la consagración intensa a su trabajo demostrarán que no ha equivocado su camino. Bs. As, Feb. 2011, Carlos Alvarado-Larroucau


PUBLICADO POR CARLOS ALVARADO en el blog "Poesía del Tucumán".



viernes, 24 de febrero de 2012

ISIS - Espejismo - Del Blog "El mundo de Isis"


















Espejismo
By Isis

A pesar de conocer esta tendencia,
de saber que en la meta
no suele haber
una cosa tan dulce
como la que has soñado,
prefiero esta pelea en el deseo
que el puro aburrimiento
de dar vueltas y vueltas por el suelo trillado.


No tengo claridad de trazas,
incluso desconozco los puntos de partida,
no sé de mi carácter,
ignoro la valía de mis ineptitudes,
no encuentro profesión ni pertenencia,
sólo advierto corajes abstractos
y mucho atrevimiento.


¡No me voy a quedar con los brazos cruzados!


Publicado por Isis 
07/02/2012

http://isis-elmundodeisis.blogspot.com/2012/02/espejismo.html

jueves, 23 de febrero de 2012

Chelo de la Torre - Me recuerdo - Del Blog "Pasatiempo, una ventana al mundo"


Me recuerdo
By Chelo de la Torre 
(Lo escribí hace veinte años, ahora tendría que cambiar el comienzo y decir "hace 40 años")

Me recuerdo hace veinte años,
tímida, asustada,
sintiendo vergüenza al mirarte,
sonrojándome cuando tú me mirabas.


Ha pasado el tiempo,
hemos vivido,
hemos hablado,
nos hemos amado.


Con el pelo cano
y mi rostro arrugado,
te muestro sin pudor mi cuerpo
y busco el tuyo para besarlo.


Ha pasado el tiempo,
hemos sufrido,
hemos luchado,
nos hemos amado.


En la madurez de mi vida,
necesito el calor de tu cuerpo
y el apoyo de tus brazos,
el sabor de tus besos,
las caricias de tus manos.


Ha pasado el tiempo,
hemos hablado,
hemos vivido,
hemos sufrido,
hemos luchado,
hemos amado.


El tiempo seguirá pasando
y seguiré envejeciendo,
pero siempre a tu lado
hablando, amando.


Chelo de la Torre
7 / 06/ 1997

http://chelodelatorre.blogspot.com/2011/06/me-recuerdo.html

miércoles, 22 de febrero de 2012

Margarita Cabezas - Sol de uñas - Del Blog "Pintando la vida"


Margarita es alguien muy especial que desde que la conocí no me ha dejado de la mano. Ella es una artista completa y sus lienzos son siempre un espejo de su corazón. Hoy, he querido hacerle un pequeño homenaje agradecido.

Pintora: Margarita Cabezas  - Óleo sobre lienzo 41x33
Sol de uñas 
By Margarita Cabezas 


 Una de las cosas que más me sorprendió a mi llegada a estas tierras de la vieja Castilla, ocurrió durante los últimos días del Otoño. Desde mi ventana, un cielo azul espléndido y un sol radiante me invitaron engañosamente a salir a la calle pertrechada como si me encontrara en mi Andalucía natal. Craso error, aquel sol radiante no era sino un engaño. Un frío gélido que arañaba mi cara me aguardaba en la calle; esa engañosa situación es la que aquí se conoce como sol de uñas. Ahora, claro está, ya no me dejo engañar tan fácilmente y por mucho sol que vea, por muy azul que aparezca el cielo, de Otoño a primavera, siempre salgo bien pertrechada. 


 Margarita Cabezas 


http://pintandolavida-margaritacabezas.blogspot.com/2011/12/sol-de-unas-soleil-dongles.html

martes, 21 de febrero de 2012

lichazul © elisa - Tormenta - Del blog "Mis escritos... poemario"



Tormenta
By lichazul © elisa

Con la tristeza bañando estas horas,
con la noche por manto, escribo.
Los sueños pesan en su empapado vuelo
y no puedo ofrecerles el calor que piden,
apenas un rincón donde aguantar la tormenta.
Escondrijo de mis ideales taciturnos
arrumbada estoy entre estas paredes sin mañana.
La pregunta queda a la deriva
a su suerte pequeña
a su palabra huérfana
a su recuerdo crispado.
Y me hago un murmullo
yerto de esperanzas deshojadas,


La razón ya sin fuerzas rendida queda,
como quedan estos deseos hambrientos,
tu rostro se me deshace en la niebla
en la que en un instante humedeció mi sentir.
Ahora es la puerta que cierra mi canto
ahora es la cerradura donde la llave se ha extraviado.
La pregunta quedó perdida
como perdida la luna buscó sin conseguir
un lucero que le acompañe,
tus iniciales se diluyen
en esta tormenta que no amaina en mí.


lichazul © elisa




Read more: http://lichazul.blogspot.com/#ixzz1lJ2KV1FM
Under Creative Commons License: Attribution Non-Commercial No Derivatives

http://lichazul.blogspot.com/2012/02/tormenta.html

lunes, 20 de febrero de 2012

Mírame a los ojos - Palabras blancas, Mentiras negras




Mírame a los ojos

Mírame a los ojos. Mírame a los ojos ¡Te lo ruego! Dime... ¿Qué ves dentro de ellos? 
¿Acaso un alma rota en pedazos que gime al llorar en silencio? 
¿Qué observas detrás de mis pupilas? Mírame y ruega encontrar rayos de sol en bosque espeso o un barco a punto de naufragar. 
¿Por qué no miras mis ojos y logras ver más allá? Sólo soy un ave de alas rotas. No tengo melodía para entonar. Si te queda amor suficiente enséñame de nuevo como cantar. 
Mi corazón es poco lo que siente, endurecido de tantos golpes está. 
Mírame a los ojos y contesta: ¿A mi lado permanecerás?
Devuelve la esperanza a esta ave que ya ni se acuerda como volar. 
Mi voz se tornó en abismo de silencio. Mis ojos, cascadas de lágrimas sin sal. 
Un corazón roto y maltrecho.

Palabras blancas, Mentiras negras

domingo, 19 de febrero de 2012

Gustavo Figueroa Velásquez - De una y mil formas - Del Blog "Contrastes"




De una y mil formas
By Gustavo Figueroa Velásquez

Woman with Black Cravat drawing - Amadeo Modigliani
                                                          
De una y mil formas  pintaré tu rostro
en el lienzo imposible  de los recuerdos,
será como un trazo preciso,
como el ejercicio necesario
para dejarlo allí, inamovible,
ante el paso impertinente de los años.

De una y mil formas pintaré tu rostro
en el lienzo imposible de los recuerdos,
será un trazo del pincel de la belleza,
para que brille el resplandor dulce de tus ojos
en la noche profunda de nostalgias.

De una y mil formas pintaré tu rostro
en el lienzo imposible de los recuerdos,
Ay, amor, y si pudiera,
lo grabaría en un diamante esplendoroso
o en mi propio corazón de amante...
sería para mí, el encuentro inalienable
más cercano al momento de decir te amo
o el instante esperado de un beso deseado
cuando la pasión parece romper
el cerco de los imposibles ancestrales
o los miedos escondidos, casi petrificados,
en el baúl de las mentiras y las farsas.

De una y mil formas pintaré tu rostro
en el lienzo imposible de los recuerdos,
será el poema feliz para la luz de tu mirada,
un beso que ame la ternura de tu rostro,
una caricia gozosa bajo la luz de la alborada.

By Gustavo Figueroa Velásquez
(29 enero 2012)
http://gustavo-contrastes.blogspot.com/2012/01/de-una-y-mil-formas.html

sábado, 18 de febrero de 2012

Midala - La buena de Mercedes



La buena de Mercedes

By Midala

 23/08/2011
Estaba triste y abatido, este revés de la vida no lo iba a poder superar nunca. Se había ido su mujer, había sido su amiga y su amante, su compañera de risas y lágrimas, habían compartido juntos 50 años en común y tenido cinco hijos. Antes de morir, le ordenó salir a la calle, que no se quedara en casa como si fuera ya un abuelo mayor, que saliera al jardín para ver jugar a los niños, que a ellos les gustaba mucho hacerlo.
José, cumplía su promesa cada día. Llegaba al mismo banco donde se sentaba con ella y la añoraba.
Esa mujer tierna y alegre que había sido su Matilde, amante de su familia y de sus amigos, lo había dejado en el tramo final de su vida. Ella se había ido primero, dejándolo cojo y manco sin su presencia.
Se sentó a su lado una anciana con un libro. Mercedes, así se llamaba; iba todas las tardes al jardín a leer. Ella conocía de vista a ese señor y a su mujer, pero ya llevaba unos meses viéndolo solo, por lo que se imaginó que su mujer había fallecido. Decidió hacerle compañía y se sentó a su lado.
- ¿Oiga, me podría decir el título del libro? Hoy cogí el primero que me salió de la estantería. Será releído de nuevo.
- Claro que no me importaría decirle el título del libro si llevara las gafas encima pero como no las llevo, no se lo puedo decir.
A Mercedes le dio un ataque de risa y le dijo que malo era no llegar a viejo, pero llegar con estos achaques hasta se hacía divertido.
 Mercedes era una mujer muy vital, con una energía tremenda a pesar de sus 86 años y un sentido del humor espectacular.
- No vemos... no oímos y si nos sacamos la dentadura postiza, parecemos todos unos clones-, reía Mercedes.
José reía a carcajadas, pero no sabía si esa buena mujer era una loca o sencillamente vivía la vida con alegría.
Pasaron la tarde en el jardín, ella le contaba sus peripecias con su auto, porque ella conducía y José se mataba de la risa, imaginándola sin ver y sin oír, pero conduciendo un coche. Lo contaba todo con una gracia y olé que tenía la buena de la mujer... Ya no recordaba las señales de tráfico, pero ella seguía cogiendo su cochecito para ir a sus recados. Iba despacito, eso sí, así evitaría accidentes, decía ella toda llena de razón, ¡cuándo no sabía los que podría haber provocado con su lentitud!
La tarde fue muy agradable y José volvió a sonreír.
Todas las tardes esperaban el uno al otro para contarse sus batallas matinales, sus quehaceres diarios y sus lástimas de enfermedades. Mercedes se reía muchísimo. Era una gran mujer y muy divertida. José estaba encantado de estar con ella, pues hacía más llevadera la pérdida de su esposa. Todas las tardes bajaba al jardín, esperando encontrarla para hablar de sus batallas.
Pero un día de invierno, José no se presentó a la cita, ni al día siguiente, ni al otro. Mercedes pasó unos días muy tristes pues le había cogido cariño. Lo esperó un mes sin ningún resultado y pensó lo peor; entonces, miró al frente... vio lo que había, y se acercó a un ancianito que estaba sentado en un banquillo solo.
- Caballero… ¿Me podría decir el título del libro? Hoy cogí el primero que me salió de la estantería. Será releído de nuevo.
Todos tenemos un ángel detrás de nosotros. ¡Nuestra misión es encontrarlo!

Midala

 23/08/2011

viernes, 17 de febrero de 2012

Esperanza Temprano Posada - LA TRISTE HISTORIA DE LA TIA RITA - Del Blog "El rastro de la palabra"


Esperanza Temprano Posada

LA TRISTE HISTORIA DE LA TIA RITA

Nació ya siendo mayor y se perdió lo mejor, por eso siempre luce la sonrisa de un monigote triste. 
Se quedó enganchada en esa guerra que le robó los besos que nunca dio y los novios que nunca tuvo, y se refugió en la pegajosa felicidad de las pastillas de café con leche. 
Una noche de marzo, cuando los caramelos empezaron a saberle a café amargo, saltó al vacío, pero se levantó y siguió muriendo. 
Ahora ya ni los prueba, no sea que se le peguen a los dientes que no tiene y a los recuerdos que no guarda.

Esperanza Temprano Posada
Publicado por Torcuato 


jueves, 16 de febrero de 2012

E_R_I_K - DEUDA SALADA - del Blog "AGRADECIDOSSUSURROS"



DEUDA SALDADA
By  E_R_I_K 


A menudo solía pincharla, 
pero ella era incapaz de comprenderlo,
y entraba en su juego sin protestar
con una sonrisa inocente...

Los días pasaron,
convirtiéndose en años largos,
algunos de extrema dureza,
sobre todo los que marcaban el final...

Fue recortando sus palabras
al tiempo que recortaba su respiración,
quedando sumido sin rechistar,
dejando que opinaran por él...

Otros se rasgaban las vestiduras,
pensando que quizás era imprudente,
y que él mismo cabaría su fosa...

Nunca brilló más de la cuenta,
y su generosidad quedaba eclipsada
por la vulnerabilidad de su orgullo...

Solamente él entendía
el peso de su própio dolor
incluido  el peso
de su aire para respirar...

Orgullo que quedó marcado
para siempre en mármol,
el que oculta entre cenizas,
su silenciosa despedida....

PUBLICADO POR   €_R_I_K
20 DE ENERO DE 2012


miércoles, 15 de febrero de 2012

Angeles Marcos - LA BUHARDILLA - Del Blog "Huellas del Alma"


¡ LA BUHARDILLA !

Yo en mi infancia tejí bellos sueños en la vieja buhardilla de casa.
Fue mi reino de hadas y duendes, de dragones, princesas, piratas...
Entre el trigo dorado y bruñido, y costales llenos de cebada,
¡la buhardilla escondía secretos de conjuros, hechizos y magia...!
En el suelo las rojas baldosas, las veo aún con los ojos del alma...
y a las vigas, nido de carcomas con las tejas desnudas y pardas.
Desgastadas paredes de adobe, se vestían de blanco, encaladas,
¡y sobre ellas, bellas mariposas, luz y sombras el sol dibujaba...!
Y en destellos, se metía dorado por la estrecha y pequeña ventana,
despertando con cálidos besos a la vida que dormía embrujada.

¡Con "Merlín" mi mimoso conejo qué vivía en la artesa, entre tablas,
fui princesa de un reino encantado, fui una ondina de aguas de plata...!
Y habité en un palacio en las nubes, aromado con trigo y cebada,
con antorchas de luz del sol oro, y brocados de telas de arañas...
¡Golondrinas, historias, estrellas, anidaron dentro de mi alma!
¡yo en mi infancia, tejí bellos sueños, en la vieja buhardilla de casa...!

domingo, 12 de febrero de 2012

Gizela Rudek J. - Ilusionando - del Blog --> "NAVIDAD 2007 Y EL 2008 PARA GIZELA RUDEK Y AMIGOS"


Ilusionado
By Gizela Rudek J  


Me escribí una historia en papel de trinos
Tiene una puerta guardando mis huellas
y cuando el sol no asoma por la cerradura
sus ventanas se confabulan con la luna

Al escribirla conté silabas con suspiros
para ir tiñendo con dorado otoño sus esquinas
Acento a acento llené de girasoles los pasillos
y subrayé una garúa regando en el jardín las rosas

La escribí con sinónimos de te quiero 
en los ocasos y en las mañanitas 
con gotas de rocío corregí mis errados
Con verbos conjugué una hoguera en espera
y en ella una pagina en blanco dejé como al descuido
Por si con besos reescribirla tú quisieras 
Gizela Rudek J
5 DE DICIEMBRE DE 2011



Hoy hemos sabido que Whitney Houston se nos ha ido para siempre y en su honor y con lágrimas en nuestros corazones, la música que acompaña a la grabación es de ella.
DEP

sábado, 11 de febrero de 2012

Julie Sopetrán - Insomnio



INSOMNIO
Julie Sopetrán

Con los ojos cerrados y el frío entre los huesos
cabalgando la noche llego a la madrugada:
me quedan dos estrellas rezagadas al fondo
como si fueran luna en fuego de desierto.

Amanece en el llanto la queja de los peces
me desvela el silencio un tránsito de nubes;
es el mar del estío en despertar de intrigas
perfiles del semblante carcomido de ausencias.

El sol calienta el aire robándome el aliento
es una carcajada la luz en mis pupilas
que arrebata del ánimo las nobles decisiones.

Han logrado las nubes cubrir mis soledades
llueven sobre el lamento, calan hondo el destino
y saben que está abierta la entrada a los refugios.

Julie Sopetrán
(Agosto 2008)




viernes, 10 de febrero de 2012

Merche Marín - Temo tanto

Hoy, el blog de Merche Marín cumple un año y este es mi homenaje para ella, con todo mi cariño.
http://merchemarin.blogspot.com



Temo tanto 
By  Merche Marín

Temo tanto no saber convivir con mi arruga,
Y con mi baba, y con mis miserias,
Que quisiera ausentarme al otro lado del ala.
Transcender joven, retozar lozana entre las ánimas,
No comer nunca a dentelladas sin dientes.
Temo que el cielo no sepa valorar que uno es
Cuando lo está dando todo
Y no, cuando han de dárselo.
Quiero ser alma temprana, vigorosa,
Decir que me voy y no ver que se van.
Quiero morir joven, por si acaso después
He de pasar una eternidad
Consumida por una arruinada estampa
Que ningún espejo cuerdo pueda soportar.

Merche Marín